Salteños destacados
Image
Image
El último número de la revista "Veintitrés", dirigida por el periodista Jorge Lanata, publica una extensa entrevista a los dos mejores promedios de la carrera de Ciencia Política de dos importantes universidades argentinas. Bajo el título "Cátedra política", la nota recoge las opiniones y pronósticos de la salteña Mariana Caro Solís, mejor promedio (9) de la carrera en la Universidad de Buenos Aires, y de Alejandro Bertotto (8,80) de la privada Universidad de San Andrés.

En la presentación de los entrevistados, la revista recoge que cuando la crisis económica hizo estallar el país en el año 2001, Mariana Caro Solís y Alejandro Bertotto recién habían terminado la escuela secundaria. Eran los días del "Que se vayan todos", la credibilidad de la clase dirigente había tocado fondo y la política estaba desprestigiada como nunca antes. Ellos, sin embargo, eligieron estudiar Ciencias Políticas, quizás con la esperanza de poder cambiar las cosas. Les fue bastante bien. Hoy ambos cursan el último año de la carrera, y son los mejores alumnos de su promoción.

Mariana Caro Solís tiene veintitrés años recién cumplidos y una larga carrera de méritos académicos y personales. Mariana nació en Madrid en 1982. Sus padres, el periodista salteño Gregorio Caro Figueroa y la escritora Lucía Solís Tolosa, regresaron con Mariana a la Argentina al año siguiente, coincidiendo con el final de la dictadura militar y la recuperación de las libertades democráticas. Mariana estudió primero en Buenos Aires, luego en Salta, en donde cursó estudios en la Escuela Normal Superior General Manuel Belgrano, y posteriormente en la Universidad de Buenos Aires. El futuro de esta joven científica salteña está seguramente ligado a importantes universidades de Italia, España y Estados Unidos, en donde se encuentran los especialistas más destacados de su disciplina.

Mariana Caro Solís
Mariana Caro Solís
Nos quedamos con un pasaje de la entrevista de "Veintitrés" en el que Mariana Caro Solís nos habla del compromiso del científico de la política y de sus aspiraciones de una democracia sólida para la Argentina: Los que elegimos esta carrera tenemos una gran preocupación por el país y pensamos que desde este lugar se puede llegar a cambiar algo. No desde la militancia, sino desde el conocimiento y el análisis. La gente cree que nosotros vamos a cambiar todo. Quizás la carrera que elegimos o las cosas que vimos nos hacen ser mucho más realistas respecto de las posibilidades reales de modificar las cosas. Mi sueño es que la Argentina se consolide como una democracia fuerte. El camino para lograrlo no es una revolución, sino un cambio consensuado.
eXTReMe Tracker